Un espacio destinado a fomentar la investigación, la valoración, el conocimiento y la difusión de la cultura e historia de la milenaria Nación Guaraní y de los Pueblos Originarios.

Nuestras culturas originarias guardan una gran sabiduría. Ellos saben del vivir en armonía con la naturaleza y han aprendido a conocer sus secretos y utilizarlos en beneficio de todos. Algunos los ven como si fueran pasado sin comprender que sin ellos es imposible el futuro.

domingo, 17 de julio de 2016

Plantas medicinales de la región altoparanaense: la papaya o mamón


La papaya o mamón es una fruta tropical con muchas propiedades medicinales y un gran sabor, utilizado para elaborar postres, jugos, yogures, macedonia, helados, etc.

De forma ovalada (como una pera muy grande), piel amarillenta, semillas negras y una pulpa o carne rojiza. 

Está en temporada todo el año, pero en verano y a principios de otoño sus azúcares alcanzan su punto más alto.

Propiedades de la papaya
-Digestivas, antiinflamatorias y antisépticas, para combatir la amigdalitis, la faringitis, la artritis o la gota, y de uso externo, en heridas, hematomas y picaduras. Facilita la digestión y calma el dolor e inflamación gracias a la enzima papaína que contiene. Combate el estreñimiento.
-Previene cánceres, entre ellos el de pecho, vejiga, colon o cuello del útero, hasta la prevención de la vejez prematura, prevención de la degeneración visual, protección del corazón, o la necesidad de más ingestión de vitamina C en el tabaquismo o alcoholismo.
– Elimina los parásitos intestinales. También ayuda a eliminar las Amebas que son responsables de muchas diarreas crónicas ya que sus semillas frescas son muy ricas en un nutriente llamado Carpasemina.
– La papaya facilita el bronceado gracias a la gran cantidad de Retinina (facilita la acción de la Melanina)
-Baja en calorías y rica en nutrientes.
– Efecto alcalinizante del organismo (ideal para personas con acidosis)
Adecuada para casi todo el mundo, especialmente para personas mayores, niños en edad de crecimiento, mujeres lactantes, fumadores y bebedores.

También es útil si se toman medicamentos diuréticos, en casos de estrés y ansiedad, cuando hay un sistema inmunitario débil, para una actividad física intensa, en la anemia ferropénica, para trastornos cardiovasculares, enfermedades degenerativas, en dietas bajas en grasas, en caso de bulimia, y como ayuda para celíacos, pues está demostrado que la papaína puede digerir el gluten de trigo.

Propiedades
Vitaminas
Vitaminas A, C, E y alguna del complejo B. Con media papaya, unos 200 g, se cubre casi el doble de necesidades diarias de vitamina C y la cuarta parte de provitamina A en forma de betacaroteno. También queda cubierto el 38% del aporte recomendado de ácido fólico, y casi el 20% del de vitamina E.

Papaína
Esta enzima, exclusiva de la papaya, ayuda a digerir las proteínas. Buen aliado del sistema digestivo y postre ideal en comidas muy proteicas.

La papaína es similar a la bromelina de la piña, la ficina de los higos o la pepsina de nuestro estómago, pero de acción más intensa. Rica en potasio, también aporta fibra soluble, magnesio, calcio, fósforo, pequeñas cantidades de ácido alfa linolénico (de la familia de los aceites omega 3), alcaloides como la carpaína, que regula el ritmo cardíaco y la presión arterial y otras sustancias como los compuestos fenólicos o el licopeno, de amplia acción antioxidante. Todo ello con muy pocas calorías.

Una papaya contiene unos 190mg. De vitamina C, cantidad doble a la que se recomienda, 90mg para hombres y 75mg. Para mujeres.

Una taza de papaya proporciona 86 mg de vitamina C, prácticamente cubriría las necesidades.

Cómo comprarlas:
Maduras: que no tengan ninguna marca en la piel que indique que pueda estar dañada por dentro.

Verdes: Sin madurar. Y probablemente ni madurarían. Se pueden utilizar para purés.

Las ideales son que tienen las tres cuartas partes amarillentas, que sean firmes cuando se presionen suavemente y que no estén fofas por debajo y dejar madurar en la nevera.

Fuente: Nutri10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada