Un espacio destinado a fomentar la investigación, la valoración, el conocimiento y la difusión de la cultura e historia de la milenaria Nación Guaraní y de los Pueblos Originarios.

Nuestras culturas originarias guardan una gran sabiduría. Ellos saben del vivir en armonía con la naturaleza y han aprendido a conocer sus secretos y utilizarlos en beneficio de todos. Algunos los ven como si fueran pasado sin comprender que sin ellos es imposible el futuro.

viernes, 18 de julio de 2014

Carqueja (Yaguareté Caá), Planta Medicinal Guaraní

La Carqueja, cuyo nombre guaranítico es Jaguarete Ka’a, literalmente Yerba del yaguareté es una hierba silvestre que también puede ser considerada como planta medicinal que trae múltiples beneficios a la salud.

Es famosa porque goza de distintas propiedades: aromática amargo-tónica, eupéptica, diurética, febrífuga y vermífuga, y particularmente utilizada como afrodisíaco (hace las veces de viagra masculino).

Se utilizan las hojas y tallos finos en infusión al 20 por mil como tónico estomacal, pero sobre todo en afecciones hepáticas y vesiculares, renales, como antirreumático y antidiarreico. En la impotencia e infecundidad se usa la infusión al 20 por mil, a tomar tres tazas diarias.


En uso externo: infusión al 30-50 por mil para limpieza de úlceras.
El cocimiento de la planta machacada se usa para lavar heridas pútridas y corrosivas. Se puede también secar la planta, reducirla a polvo y espolvorear con él heridas y llagas.

El Padre Sanchez Labrador también se ocupó de ella en sus escritos de antaño, textualmente: “Yaguareté Ca’á o Hierba del Tigre como dicen los Guaraníes a una planta conocida de los españoles bajo el nombre de carqueja…Atribúyesela excelentes virtudes. Las raicillas, o las fibras son calientes, y secas en el orden tercero, olorosas, acres, amargas, resinosas…Reducida a polvo, y peso de media dracma tomado en vino, o en otro licor, curo el empacho, o repleción, haciendo expeler por el curso los alimentos vaciados. Poniendo dicho polvo en las llagas originadas, el mal Galico, lavándolas primero en el cocimiento de esta hierba, las limpia, abre y alivia. La misma raíz en cantidad de una onza tomada, ablanda el vientre y provoca la orina…Dicen que hace sudar; que cura los males de frío, las calenturas y dolores de cabeza; y también las inflamaciones de los ojos; calienta el estómago débil por el frío, y le conforta. Quita las obstrucciones de las entrañas; hace fluir la Regla; aprovecha en la Xaqueca: y ayuda en cualquier destemplanza fría exterior del cuerpo. Las hojas usadas como emplasto, maduran los tumores preternaturales y los disipan.

Fuente: Catálogo de Plantas Medicinales (Y Alimenticias y Útiles) usadas en el Paraguay – Dionisio M. González Torres – Servilibro – Asunción – Paraguay (2.005).

Datos de José Sanchez Labrador (1.714 o 1.717-1.798), Padre Jesuita, de quien sus biógrafos dijeron poseía una cultura médica poco común para la época, aún para los médicos diplomados, vivió en el Paraguay; en 1.759 fue profesor en el Colegio Jesuita de Asunción; al año siguiente fue uno de los fundadores de la reducción Nuestra Señora de Belén sobre el Ypané, atravesó el Chaco hasta los pueblos entre los Chiquitos en 1.767. Escribió las siguientes obras: Paraguay natural Ilustrado, en seis tomos, Paraguay cultivado en cuatro tomos y, Paraguay Católico en ochos tomos; en ellas escribió todos los conocimientos adquiridos.



1 comentario:

  1. Yo lo conozco como quimsa cruz (tres cruses)y lo utilizo para romper piedras del higado.

    ResponderEliminar